Everything is a Remix + ciudad de Kowloon

Un lector de este blog, Gaizka, dejó un link a un magnífico minidocumental, Everything Is a Remix,

http://www.youtube.com/watch?v=wq5D43qAsVg

del que he tomado estos 2 frames (…sin comentarios):

2)

El otro día, caminando por la civilizada Zurich, Pere Joan me habló de la ciudad de Kowloon, crecida sin estructura normativa. Sus calles son tan estrechas que el sol nunca toca su suelo, es una ciudad subterránea en la superficie terrestre. Los habitantes transitan a través de pasarelas a diferentes alturas. Fue destruida en 1992.

En la web http://fronterasblog.wordpress.com/2009/02/26/kowloon-el-enclave-amurallado/, dedicada a las fronteras se cuenta su historia. Fragmento:

Oficialmente se trataba de un enclave chino en territorio británico, en realidad era una isla de cemento sacada de una distopía de pesadilla, un mamotreto laberíntico  donde la densidad de población era la más alta de la Tierra, una especie de mundo aparte donde las reglas, todas, eran otras. Más de trescientos edificios se apiñaban en una superficie de dos hectáreas y media (camposdefútbol en el sistema de medidas televisivo), y allí se apelotonaban  burdeles, fumaderos de opio, clínicas ilegales y restaurantes de carne de perro mezclados con iglesias y colegios. Miles de personas nacían, crecían y vivían allí sus vidas, en opresivos y oscuros callejones que todavía desafían la imaginación.


en 1973

en 1989

Este vídeo (en alemán, subtítulos en inglés), comercial y narrado al modo de una antropología de materialismo cultural en una sociedad industrial, expone la dureza de la vida allí dentro, atento a las condiciones de producción, mafias y autoabastecimiento (una ciudad invisible de Italo Calvino a la que se le ha eliminado el elemento “érase una vez” que la sacaba del tiempo o la leyenda)

Este otro vídeo, no comercial y elaborado una vez la ciudad fuera derruida, presenta a Kowloon como objeto nostálgico al estilo de una especie natural dramáticamente extinta o de una Madre Naturaleza perdida (ciertos tokios de Ozu en mezcla con La casa de la pradera)

Dudo de cuál de los dos vídeos es más creativo.

Incluso, ya para nota, hay un vídeo más: alguien hizo una maqueta de la ciudad que, sin estructura conocida, en buena lógica carece de toda representación omnisciente, sólo es dada a miradas parciales.

NOTA: sin que nada que ver una cosa con la otra, Kowloon me ha recordado la conocida fotografía de la demolición, el 16 de marzo de 1972 a las 3:00pm,  del complejo urbanístico Pruitt-Igoe (Sant Louis), del arquitecto Minoru Yamasaki. En el libro, El lenguaje de la arquitectura posmoderna, Charles Jencks afirma que la demolición del Pruitt-Igoe simboliza el fin de la modernidad arquitectónica para dar paso a la posmodernidad.

Me parece irónico que el derrumbe de las Torres Gemelas, del mismo arquitecto del Pruitt-Igoe, Minoru Yamasaki, protagonizaran 30 años más tarde también el fin de otra etapa, llamada posmodernidad.

demolición de la primera fase

16 comentarios para “Everything is a Remix + ciudad de Kowloon”

  1. Sonjacasta dice:

    Sí, estoy de acuerdo, el video del minidocumental es muy, muy bueno.
    Me ha dejado alucinada Kowloon, esa ciudad cuya existencia desconocía (como tantas cosas). Parece una estructura creada con cientos de miles de bitublocks.Creo que no deberían haberla derrumbado.Deberían haberla dejado ocupar ese espacio, vacia, llena de un silencio fantasmal, como si fuera una instalación artística gigantesca. Todo un símbolo de la industrialización, del aislamiento, de la supervivencia. La muñeca enferma de la Matreshka, un tejido tumoral viable de una enfermedad social . Esas azoteas donde innumerables días muchos habrán visto el cielo como única escapada, mientras el ruido y el humo subía colándose por las paredes y suelos. Esas estrechas calles oscuras y húmedas donde la fauna amiga eran las cucarachas y las ratas, esas ventanas carcelarias, ese sosiego amordazado, esa explotación, ese olor a opio, esa resignación …Impresionante. Pura poesía.

  2. agustín dice:

    Hola Sonja, pero si no la derrumban, se derrumbaría ella sola, un colapso bajo su peso, un big-crunch. Una especie de 11-S espontáneo por dejadez de las autoridades. Eso sí, la ciudad demuestra que todo sistema, en tanto no se demadre mucho, se automantiene al margen de toda ley presuntamente natural. Por lo menos hasta que pueda seguir teniendo piezas para transformar y combinar.
    Lo que me interesa es cómo de una misma cosa, pueden salir 2 o más relatos diferentes, igualmente legítimos.
    Saludoss

  3. Marc dice:

    Decididamente, copiar, transformar y combinar son los procesos, y vuelta a empezar. Lo hizo Borges con Bouvard y Pecuchet. No sabía nada de esta ciudad de “pre-tecnología ficción”. Pobre Yamasaki, Tanta Pasión Para Nada, que diría Julio Llamazares.

  4. agustín dice:

    Hola Marc. En mi opinión, no tanta pasión para nada, los derrumbes también son transformaciones que dan lugar a otras cosas. El caso que citas de Bouvard y Pecuchet es muy bueno, cómo Borges, no resume, sino que hace un cuento (de no más de 10 líneas) de la novela, y en esas 10 líneas está “toda la novela”, como dicen Nicolás Helft y Alan Pauls en su magnífico ensayo, El Factor Borges.
    Saludos

  5. Sonjacasta dice:

    En mi opinión
    Proceso creativo:

    Arte: El arte de la copia, arte de la transformación, arte de la combinación.

    En mi opinión son cuatro procesos:

    1. Copia: 1.1 Elección del objeto de copia 1.2 Proceso de la copia 1.3 Proceso final: Objeto copiado.
    2. Transformación de la copia: conversión de un objeto en otro, diferente al original u objeto copiado.
    3. Combinación: Mezcla o unión de los objetos copiados.
    4. Transformación de la combinación.

    La transformación como suceso conversor de la copia y la combinación.
    Añadiría que el Derrumbe, el Borrado puede ser una forma de anulación de la transformación, de la combinación y por tanto también del objeto copiado. Otro posible proceso creativo. Destruir para posibilitar nuevo cambio y movimiento (que implica un avance huida de la momificación) Un derrumbe programado o borrado puede ser proceso de reinicio de una nueva copia o combinación y por tanto de una nueva transformación.

  6. Luis R dice:

    Tanta pasión para nada se puede aplicar a Madame Bovary, al Ulises, al Quijote, a toda la obra de Unamuno, a todas las tormentas de Turner y a todos los orgasmos del siglo XX, porque nada va a quedar, Cioran dixit.

    A lo que vamos es a los momentos de pasión que vive el artista, que es la que en verdad tiene valor, su por qué y su final. Como decían y siguen diciendo algunos, escribir para la posteridad es una estupidez.

    De la rosa únicamente nos queda el nombre, que afamó Umberto Eco.

  7. Marc dice:

    A ese microcuento de Borges, el que referencian en El Factor Borges, me refería. Aquí sí que puedo decir que NO ES TANTA PASIÓN PARA NADA.
    Los pasos para la creación son claros. El talento es cómo se lleven a cabo. El alcance que tengan. Un saludo a todos.

  8. agustín dice:

    Hola, Luis; hace unos meses, hablando con unos amigos -precisamente en Formentor, en las jornadas literarias-, salió a colación Debord, y alguien recordó que él, Deleuze y Cioran se murieron en las fechas cercanas. Y el único de esos tres que no se suicidó fue Cioran quien, por sus textos, parecía que debía ser el “candidato oficial”. Quizá eso nos recuerde, no sé, que los textos son textos, y sólo textos.
    Hola Sonja, supongo que cuanto más se despiecen los pasos en subpasos que llevan al acto creativo, más extraños se hacen. Lo que creo es que son cajas vacías, estructuras comunes, y el modo en que son rellenadas es lo que hace que califiquemos a una obra de mejor o peor, etc.
    Hola, Marc, ahí coincido contigo; alcance.

  9. Pájaroquedacuerda dice:

    Tetris, la felicidad anárquica, la utopía social de Campanella se viene abajo como la masa con poca levadura. Así “La imaginaria ciudad del sol”, su búsqueda forzosa, se vuelve su propia antítesis, “La real ciudad sin sol”. Esto lleva a pensar que por algo la utopía responde a tal significado y que con justo motivo la doctrina maquiavélica en torno a la maldad humana, ya sea por inherente o por potencial, resulte tan contemporánea y que el crímen siempre encuentre ratonera. Desde un enfonque artístico, las metáforas de libertad siempre resultan seductoras. Big Bang, copia-transformación-combinación. ¿Ruptura?, también, como actitud. Tenemos una herencia consciente e inconsciente que nos lastra y enriquece. Después del primer hombre todos somos copia o “basados en”. Tras el sistema binario viene la combinación infinita, esa es la esperanza. Hay ciudades derruidas que se levantan en un blog; otras nacidas en la mente y habitadas. Campanella, tenía razón.

  10. agustín dice:

    Pajaro, hubo hace años, quizá 12 o 13, un poyecto arquitectónico de viviendas que tomaba como modelo el Tetris; no sé si llevó a cabo; de cualquier manera, como dices, Kolloow parece aquello en lo deriva un Tetris no programado, fuera de concurso. La “Ciudad real sin sol” que es cualquier laberinto en 3D. Todos somos “basados en”, y añadiría, “hechos reales”, como esas pelis malas que te lo advierten al principio o al final. ¿Pero es que acaso existe algo que no esté basado en hechos reales?
    Saludos

  11. Luis R dice:

    Nos atrae aquello que ha sido y ya no es. Tanto en las relaciones personales (ay, quien no se acuerda de sus primeros amores, son perfectos porque está el recuerdo intocable y el cerebro se encarga de hacer perfectos esos instantes, pero si vuelves, te das cuenta que no lo eran, que lo que es perfecto es el recuerdo), bien, pues como digo, lo invisible entra en la zona de la perfección porque nosotros llenamos el espacio vacío.

    Si yo te digo que he visto pasar un objeto extraño por mi lado, a una velocidad vertiginosa, pero que no he sido capaz de ver qué era, tú te encargarás de hacer mágia con ese contenido.

    Esta ciudad que comentamos, es hija menor de la Atlántida, tan hermosa, perfecta, donde la felicidad es eterna, donde todo lo que sucede es inolvidable, donde los amores se adecúan a tu manera de ser y desaparecen sin dejar rastro cuando te apetece, esa isla perfecta, invisible, sin datos, sin nada, pero que siempre será añorada.

  12. agustín dice:

    Hola, Luis, sí, hija menor de la Atlántida, o mayor, si le damos a lo real una categoría superior que a la fantasía. Hay ahí una relatividad en la mirada, que también cubre huecos.
    Saludos

  13. programa 3.7 dice:

    Ha sido ver esto y me he acordado de que los números irracionales no son numerables y los reales tampoco porque incluyen al conjunto de irracionales.

  14. agustín dice:

    Hola, Programa. Y suma y sigue. El infinito en una lenteja .

  15. Recuerdo una frase que leí una vez:

    -Copiar a uno es plagiar.

    -Copiar a dos es adaptar.

    -Copiar a tres es crear.

Deja un comentario